Alopecia Femenina – Clínica de Cirugía Capilar

ALOPECIA FEMENINA

La alopecia androgenética femenina también conocida como alopecia en patrón femenino (APF) es una forma común de pérdida de cabello no cicatrizal que ocurre principalmente en mujeres adultas. La condición se caracteriza por la pérdida progresiva de pelos en las regiones frontal y corona del cuero cabelludo, lo que resulta en una reducción visible de la densidad del cabello. A diferencia de muchos casos de alopecia androgenética en hombres (pérdida de cabello de patrón masculino), la pérdida de cabello en las áreas afectadas suele ser incompleta y la línea de implantación frontal a menudo se respeta.

Aunque la APF no causa incomodidad o discapacidad física , la pérdida de cabello si se ha visto asociada a trastornos psicológicos importantes.

Alopecia Femanina Quito

Especificaciones sobre la Alopecia Femenina

La alopecia androgenética femenina se caracteriza por una pérdida difusa del pelo desde detrás de la frente hasta la corona, sin apreciarse tan claramente las entradas como si ocurre en los varones. Los cabellos se van haciendo cada vez más delgados dando como resultado una disminución visible en la cobertura del cuero cabelludo.

El diagnóstico de la APF generalmente se realiza con la simple inspección visual por parte del dermatólogo, según la historia del paciente y el examen físico. El diagnóstico es sugerido por la detección de una reducción en la densidad del cabello en la distribución característica y una disminución marcada del tono (grosor) del cabello. Las biopsias de la piel generalmente no se realizan, pero pueden ser útiles cuando el diagnóstico es incierto.

En mujeres el tratamiento se basa en minoxidil y antiandrógenos, como la espironolactona. En las mujeres es prioritario estudiar si existe algún trastorno hormonal subyacente como el síndrome de ovario poliquístico, por lo que es necesario realizar un adecuado estudio endocrinológico y valorar la utilización de anticonceptivos hormonales. En mujeres tras la menopausia, el tratamiento con dutasterida y finasterida puede ser de gran utilidad.

Perder el cabello puede ser muy difícil. Si se siente triste o ansioso por la caída del cabello, hable con su dermatólogo. Él puede ayudarlo a conseguir la ayuda que necesita.